Julio Martínez (a la derecha), llegando a los juzgados. | Alejandro Sepúlveda

4

El portavoz del equipo de gobierno del Ayuntamiento de Palma y presidente del Instituto Municipal de Informática (IMI), Julio Martínez, ha acudido este miércoles a los Juzgados de Vía Alemania para declarar como testigo en relación al funcionamiento del correo de la Policía Local y sobre el cambio de protocolo que se llevó a cabo para su mayor seguridad a principios del mes de marzo.

Martínez ha llegado un poco antes de las 12.30 horas al edificio judicial para declarar en relación el presunto amaño de unas oposiciones a oficial de la Policía mediante la filtración de las preguntas por correo electrónico.

Martínez ha explicado que el cambio realizado hace pocos meses en el servidor de los ordenadores de la Policía Local de Palma no fue decisión suya sino de los técnicos.

Dicho cambio pudo deberse a la existencia de diferencias entre el protocolo informático de la Policía Local y el de otros organismos dependientes del Ayuntamiento de Palma.

Algunos de los imputados que han declarado anteriormente por esta causa señalaron que el correo electrónico de la Policía Local era fácil de manipular.

La jueza González investiga desde finales del pasado verano el presunto amaño de pruebas de ascenso en la Policía Local de Palma, un caso que causó una crisis en la cúpula del cuerpo municipal de seguridad porque entre los imputados están el exjefe del cuerpo Antoni Vera y el ex director general de Seguridad Ciudadana del Ayuntamiento Enrique Calvo.