Miquel Galmés y Miquel Montoro muestran sus medallas.

2

Miquel Galmés Gento y Miquel Montoro fueron dos de los héroes del 9 de octubre. Tras salvar a cuatro turistas holandeses de una muerte segura han recibido la medalla al Mérito Civil del Estado español y la medalla de Honor por Asistencia Humanitaria en Bronce del Estado holandés. Pero ellos lo tienen muy claro, «las medallas nos las han dado a nosotros aunque aquellos días hubo muchos héroes. Las condiciones eran extremas ya que la situación era de altísimo riesgo». «Más que las medallas la satisfacción fue tener aquellas cuatro personas salvadas. Aquello lo recordamos con una gran alegría y satisfacción».

Galmés y Montoro señalan sobre la tormenta mortal: «Sobre todo al principio soñé mucho con aquello». Galmés añade que «el ruido que hacía el torrente aún lo puedo oír. Y el día que oigo que llueve un poco más fuerte de lo habitual en seguida la cabeza se va allí». Los dos señalan que lo volverían a hacer. «Sientes una situación límite. No piensas, actúas. Si nos hubiéramos parado a pensar que te puede pasar seguro que no actúas».

Desde el 9 de octubre, los dos mallorquines y los holandeses se han convertido en «una familia». «Hemos mantenido el contacto. Nos hemos visto en distintas ocasiones y fueron ellos los que reclamaron al gobierno holandés que nos dieran la medalla. Una distinción que nos dijeron que rara vez se da a personas de fuera del país».

Noticias relacionadas

Los gritos de desesperación de los familiares de los desaparecidos a las seis de la mañana a la orilla del torrente o la solidaridad de los voluntarios son escenas clavadas en su memoria.