La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto. | Efe

3

La ministra de Industria, Turismo y Comercio, Reyes Maroto, ha afirmado este jueves que Turespaña «tiene que dar un salto cualitativo y mejorar las formas» con las que proyecta al mundo la imagen del país para atraer turistas extranjeros en plena pandemia de la COVID-19.

Maroto ha dicho sobre este organismo, que se encarga de la promoción en el exterior de España como destino turístico, que «debe usar» nuevas herramientas no solo digitales sino de promoción «distintas de las que se han venido usando».

En su intervención en el foro «El futuro del sector turístico» organizado por El País y KPMG, la ministra del ramo ha indicado que «el horizonte para el sector ahora es distinto al que había hace semanas», y lo ha relacionado con los planes de vacunación contra la COVID-19.

En ese sentido, Maroto ha urgido a ofrecer «una respuesta coherente sobre los sistemas de vacunación para que den seguridad y confianza al viajero», y ha apelado a la responsabilidad del Gobierno para «acelerar la vacunación» como el aspecto más importante en estos momentos para el sector turístico.

En ese mismo foro, el consejero delegado de NH Group Hoteles, Ramón Aragonés, ha puesto como ejemplo el eficaz plan de vacunación puesto en marcha por Israel y ha apuntado que, por ese motivo, ese país va a tener un año turístico «esplendoroso».

«En España no vamos a ver a los americanos hasta 2022», ha enfatizado Aragonés.
La fundadora de la plataforma Roibos, Patricia Rosselló, ha hecho hincapié en que en materia de vacunación «los países competidores nos llevan gran ventaja», en tanto que para el directivo de Emea de Barceló Hoteles, Raúl González, el requisito actual imprescindible es «transmitir la imagen de destino seguro».

Acerca de los fondos europeos para la recuperación y su impacto sobre el sector, la ministra ha explicado que «hay que definir un plan entre la Administración y el sector privado».

Sobre esa cuestión ha avanzado que el Gobierno analizará los proyectos para identificar «el mejor instrumento que canalice los recursos para una inversión en destino y producto».

«En tres años creo que podremos decir que hemos logrado recuperar el flujo turístico», ha subrayado Maroto.