Jesús Neira, en una imagen de archivo. | Efe

26

El presidente del Consejo Asesor del Observatorio madrileño contra la Violencia de Género, Jesús Neira, ha asegurado que cuando fue detenido mientras conducía «haciendo eses» por la M-40 solo había bebido media copa de vino y un licor de café que potenciaron los efectos de un medicamento que estaba tomando para evitar ataques epilépticos.

El profesor fue detenido el pasado miércoles por conducir ebrio mientras circulaba por la M-40. El próximo lunes se enfrentará a un juicio rápido al estar acusado de un delito contra la seguridad vial.

En declaraciones a Antena 3, recogidas por Europa Press, Neira ha manifestado que el miércoles había quedado a comer con unos amigos y se tomó «media copa de vino y un licor de café». Además, ha afirmado que no tenía «muchas ganas de comer».

«No puedo tomar una copa porque tomo un medicamento desde año pasado, que me intervinieron con una craneoplastia y al tapar el cráneo cambia la presión dentro del cerebro y tengo que tomar un medicamento que evita convulsiones o un ataque epiléptico. Es incompatible con el alcohol», ha señalado.

Tras señalar que no bebió «nada de nada», ha indicado que se despidió «estupendamente» de sus amigos y cogió el coche. Sin embargo, ha comentado que posteriormente se empezó a encontrar mal y condujo de manera extraña hasta que le detuvo un Policía que se dio cuenta de que el coche estaba realizando malas maniobras.

«Menos mal que se fijó un policía que no tenía una conducción normal. Menos mal, porque si no hubiera habido una desgracia», ha apostillado Neira, quien dijo que se sentía «completamente fatal» al volante y no tenía «buena visión».

«Afortunadamente este policía llamo al Samur y a la Guardia Civil, me hicieron la prueba del alcohol y me dieron una gran alegría al decirme lo que tenía de alcohol, porque por lo menos esto tenía una explicación», ha dicho.