En la legislatura en la que coincidieron Mariano Rajoy y José Ramón Bauzá se produjeron recortes en el sueldo de los funcionarios que provocaron una auténtica marea negra. | Pere Bota

46

Los anunciados ajustes del Govern como consecuencia de que el año pasado se pasó en el gasto llegarán también al personal de la Comunitat. La Conselleria d’Hisenda ha confirmado que ha dado la orden de desdotar presupuestariamente las plazas de funcionarios que no están cubiertas. Eso significa que el año que viene no tendrán dotación presupuestaria y, por lo tanto, no se podrán cubrir aunque sean necesarias.

El Govern confirma que se trata de un ajuste fino que se está haciendo en todas las conselleries y por ahora no da una cifra del número de plazas que caerán con este recorte ni del dinero que se ahorra con estas medidas, pero algunas fuentes apuntan que puede superar los 8 millones de euros.

En su informe del pasado mes de julio relativo al cumplimiento presupuestario de Baleares, la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), organismo que vigila la ortodoxia presupuestaria de los gobiernos, ya apuntó al notable aumento del gasto de personal previsto para este año en las Islas. «Siguiendo la tendencia del año anterior, prevé un importante crecimiento de los gastos corrientes, concentrados en los gastos de personal, que prevé un aumento del 8 por ciento», aseguraba esta entidad en un informe.

La AIReF atribuye este aumento a medidas relacionadas con las mutualidades de los funcionarios, pero también a medidas propias del Govern incluidas en los Presupuestos de este año, como es el caso del pago de la carrera profesional. Calcula que la retribución a los funcionarios subirá este año de media un 7 por ciento. En virtud de este y otros datos, el organismo independiente ya auguraba en julio un «riesgo alto» de incumplimiento de la regla de gasto para este año.

El portavoz adjunto del PP en el Parlament, Antoni Costa, aseguró que la decisión de eliminar presupuestariamente estas plazas denota «dificultades enormes» de la Conselleria d’Hisenda para cuadrar lo Presupuestos del año que viene, que se tienen que aprobar antes del 31 de este mes. «Ya están practicando recortes y, en la práctica, esta medida supondrá una supresión de plazas de funcionarios», señaló el diputado del PP.

Consideró «evidente» que las cuentas acabarán con un agujero presupuestario que rondará los 400 millones. «Hay una auténtica desesperación por cuadrar las cuentas», opinó. Añadió que, pese a la falta de transparencia del Govern, que no explica dónde ajusta, los recortes ya se notan en casos prácticos, como el impago de subvenciones a la Cruz Roja.

Bloqueados 62,2 millones

La consellera d’Hisenda, Rosario Sánchez, dio en julio la orden de bloquear una serie de partidas presupuestarias para cumplir con la orden de ajustar gasto que le dio la AIReF. En agosto ya se habían declarado «indisponibles» un total de 62,2 millones de euros, según los datos de ejecución del presupuesto mensual de las comunidades autónomas que ha publicado el Ministerio esta semana. El detalle de esta indisponibilidad muestra que la mayor parte de los ajustes se han hecho en las inversiones. Se ha congelado el gasto de 12 millones en inversiones reales y otros 12 en transferencias de capital, lo que suma 27 millones de los 62 totales. También se ha declarado la indisponibilidad de crédito de 14 millones en gasto de personal. También hay 11,6 millones en transferencias corrientes.