Previous Next
229

El acto de apertura del curso 2013-2014 en la Universitat de les Illes Balears (UIB) se ha celebrado hoy entre gritos de protesta por parte de unas dos mil personas que se han trasladado hasta Son Lledó para dejar patente su malestar por la imposición del TIL, eje central de la huelga indefinida que se está viviendo en la enseñanza balear desde el pasado lunes día 16.

Ni el presidente del Govern, José Ramón Bauzá, ni la consellera d'Educació, Joana Maria Camps, han asistido al arranque oficial del curso universitario, algo inusual. Su ausencia ha sido interpretada como un acto de cobardía por parte de los sectores que apoyan la huelga.

Los manifestantes han recibido con abucheos a Mabel Cabrer, Margalida Prohens y Margalida Duran a su llegada al Rectorado, y jaleado consignas como 'Estarellas dimissió', en referencia a Guillem Estarellas, secretario autonómico de Educació, y Bauzá tremola el poble no perdona!,'Bauzá dimisión' y 'Fuera fascistas de la Universidad', entre otros. También se ha hecho referencia al TIL con los lemas «TIL: Total Incompetencia Lingüística» y «Sí al inglés, no al TIL».

Algunos miembros del claustro de la UIB que han participado en la procesión académica han lucido el lazo representativo de la protesta, y han declarado que bajo la vestimenta propia del día llevaban puesta la camiseta verde. La coral de la UIB también ha lucido distintivos reinvindicativos.

Defensa de la cultura y del catalán

El acto ha comenzado con puntualidad a mediodía y con ocasión del mismo los profesores universitarios que han participado han defendido la protección de la cultura y el uso del catalán.

El primero en hacerlo ha sido el secretario general de la UIB, Pedro Grimalt, responsable de leer la memoria académica del pasado año. El doctor ha recordado que él no tuvo la oportunidad de estudiar en catalán, un hecho que confía en que no lo pase a su hijo, lo que ha recibido el aplauso de la comunidad universitaria reunida.

Noticias relacionadas

La doctora Mercedes Gambús, profesora de Historia del Arte, ha sido la encargada de dictar la lección inaugural y al inicio de su intervención ha saludado también a los que «están afuera», y ha defendido tanto el patrimonio histórico, como la cultura y la lengua propia de Baleares.

Algunos miembros del claustro de la UIB que han participado en la procesión y el acto académico han lucido el lazo representativo de la protesta y otros vestían bajo su toga la camiseta verde reivindicativa, al igual que algunos miembros de la coral universitaria.

Huguet se ofrece a mediar

El rector de la UIB, Llorenç Huguet, durante su intervención final, se ha ofrecido para que la institución universitaria medie en el conflicto existente entre el Govern balear y los profesores por la aplicación del decreto TIL. «Aunque poder intermediar es una tarea de dos; si no es así, es imposible», ha apostillado.

También ha apostado por que la universidad balear se sitúe entre los centros punteros del país, así como en la necesidad de «acercar» la institución a las empresas y viceversa.

En la manifestación, que ha concluido al terminar el acto académico, no se han registrado incidentes y ha sido seguida por los vigilantes privados que han velado para que los asistentes no se colaran en la ceremonia.

Durante el solemne acto de apertura ha sido entregada la Medalla de Oro a la viuda del poeta palmesano Bartomeu Fiol y ha concluido con la interpretación del «Gaudeamus igitur» por parte de la coral universitaria.