Doña Sofía ha salido a navegar con sus nietos. | Julián Aguirre

35

La reina doña Sofía, que llegó el domingo a Mallorca de vacaciones, disfrutó ayer de un día de navegación por la isla de Cabrera acompañada de seis de sus nietos, los hijos de las infantas Elena y Cristina, han informado fuentes de la Casa Real.

Doña Sofía llegó el domingo a Palma procedente de Madrid junto a su hija la infanta Elena y sus dos hijos, Froilán y Victoria Federica, mientras que los cuatro hijos de los Duques de Palma, Juan, Pablo, Miguel e Irene, llegaron solos desde Barcelona, adonde habían llegado hace unos días con sus padres.

Durante la primera jornada estival en Palma, la reina salió con sus seis nietos en una embarcación para pasar el día por Cabrera.

La reina, su hija Elena y los seis nietos pasarán unos días en Marivent, la residencia estival de los reyes de España, donde el próximo día 14 se celebrará el primer despacho del verano entre el rey Juan Carlos y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Previamente, los reyes y los príncipes de Asturias ofrecerán el día 8 en el Palacio de la Almudaina la tradicional cena a las autoridades de Baleares.