Previous Next
0

El hotel Molins de Cala Sant Vicenç acogió la exposición Cavalls Enamorats compuesta por una veintena de obras del desaparecido pintor Aligi Sassu. Todas las obras, realizadas en 1973, destilan la luz y los colores propios del creador, un universo onírico lleno de simbología y sugerencias.

Algunos miembros de su familia más cercana, como su viuda Helenita Olivares o su hijo Vicente, estuvieron presentes en la inauguración.