La Policía Local de Palma interceptó dentro de la vivienda a dos hombres cuando estaban a punto de okupar el piso. | Redacción Sucesos

47

Okupas, pero sinceros. La Policía Local de Palma identificó la madrugada del domingo a dos hombres, de nacionalidad española, cuando intentaban introducirse en un piso de la calle Jeroni Pou para habitar allí de manera ilegal. Al ser descubiertos comentaron a los agentes que «en cuanto os vayáis volveremos a entrar».

Los hechos, según ha informado la policía este lunes, ocurrieron sobre las 3.20 horas. Un vecino avisó al 092 al escuchar ruido en una vivienda que se encontraba vacía. Cuando llegaron los agentes comprobaron que la puerta había sido forzada y encontraron a dos hombres con linternas dentro. No intentaron excusarse ni mucho menos. Ni escapar. Todo lo contrario.

Al ser preguntados por la policía sobre su presencia allí dijeron, ni cortos ni perezosos, que «vamos a okupar la vivienda». Los funcionarios les informaron del delito que estaban cometiendo, el de usurpación. Instantes después apareció la pareja de uno de ellos, que le comentó a un agente que «su hijo no se iba a quedar sin techo». Los policías instaron a la mujer a que se informara en Servicios Sociales de las ayudas que hay para personas en situación de desamparo.

Mientras todo esto ocurría, los policías locales hicieron gestiones para localizar al legítimo propietario de la vivienda que había estado a punto de ser okupada para informarle de lo sucedido. Minutos más tarde se presentó la dueña con su hija. Allí mismo se les sugirió que hiciesen algo para evitar que volviese a repetirse la escena, más teniendo en cuenta la amenaza proferida por los sospechosos.

La Policía Local de Palma identificó a los dos hombres, de 37 y 42 años, y remitió el correspondiente informe al juzgado.