Previous Next
31

Pesadilla en la cocina, en Son Gotleu. Agentes de la UCRIF (Unidad Central de Redes de Inmigración Ilegal y Falsedades Documentales) de la Policía Nacional irrumpieron en un total de diez locales de Son Gotleu detectando graves deficiencias sanitarias y procediendo a la detención de dos personas por infracción a la ley de Extranjería.

Tiempo atrás, los funcionarios policiales tuvieron conocimiento por parte de fuentes solventes, de la existencia de varios locales comerciales (restaurantes, bares y tiendas de alimentación) en cuyo interior trabajaban personas en situación irregular y que las condiciones de salubridad eran «pésimas». Del mismo modo, alguno de estos denunciantes, también contactaron con este periódico para denunciar, de forma anónima, estos hechos.

Noticias relacionadas

Los agentes responsables del caso, en colaboración con los técnicos de la conselleria de Salut del Govern balear, irrumpieron el pasado jueves en el interior de diez locales. En el transcurso de la misma se procedió a la detención de dos personas que se encontraban en situación irregular en el país y se inició el correspondiente expediente de expulsión. En los locales se detectaron numerosas deficiencias sanitarias en la manipulación y venta de alimentos, procediendo los inspectores de Sanitat a levantar dos actas de infracción.

Fuentes próximas al caso no descartan la realización de nuevas inspecciones en diferentes establecimientos, especialmente las dedicadas a la distribución y manipulación de alimentos.

El caso más llamativo fue el detectado en la cocina de un restaurante donde los agentes hallaron animales enjaulados, otros sueltos por las habitaciones y una gran cantidad de pescado congelado en cajas sin ningún tipo de protección o etiqueta. Además, había varias palomas sueltas sobrevolando la campana de la cocina y otros animales encerrados en jaulas.