El denunciante aparece en una calle de sa Pobla, durante la entrevista mantenida con Ultima Hora. | J.J

12

El joven que acusa al rector de sa Pobla de violarle dos veces rompió este miércoles su silencio. En una entrevista que publica la edición en papel de Ultima Hora, A.A.C., de 32 años, sostiene que los hechos ocurrieron el año pasado, cuando vivía en la rectoría con el sacerdote, y que no ha contado nada hasta ahora porque estaba aterrorizado «y él me decía que era secreto de confesión».

Fue a raíz del fallecimiento de la madre de la presunta víctima cuando el rector, Joan Pons, le ofreció ir a vivir con él, según la versión del joven. A partir del verano pasado, y en Navidad, se produjeron las presuntas violaciones, seguidas de amenazas: «Si me denuncias, te fundiré el alma», asegura que le dijo. En dos ocasiones, prosigue, Pons le regaló ropa interior

«Fue el médico de cabecera quien me dijo que acudiera a la Guardia Civil», relata. El pasado martes, puso la denuncia y desde entonces sale en contadas ocasiones de su casa. «Tengo miedo, es verdad», reconoce.

A.A.C. ya no puede ir al comedor social tras ser acusado de robar por el rector, extremo que él desmiente.

Noticias relacionadas

Pons, por su parte, sostiene que todo es una venganza.