Enamorada de la Isla. Desde que tenía un año, Norma Duval ha pasado la mayor parte de los veranos en Mallorca donde además de viajar por placer lo hace también por trabajo. La actriz, presentadora y empresaria es una gran embajadora de la Isla, y se confiesa enamorada de sus amaneceres, paisajes y su gente. | J.V.

3

Purificación Martín Aguilera (Barcelona 1956) más conocida como Norma Duval ha sido elegida ‘Mallorquina de Verano 2021’. El galardón que otorga la asociación Mallorquines de Verano, creada hace casi una década, reconoce públicamente a veraneantes asiduos (y con una estrecha relación con Mallorca) su labor de promoción de la Isla. Famosos que por su pasión y amor a la mayor de las Illes Balears difunden en todo el mundo su cariño por Mallorca.

Norma Duval recibirá su premio este próximo viernes (a las 20.30 horas) en el transcurso de una cena en la terraza de la mítica Suite 702 del Hotel GPRO Valparaíso de Palma. Norma Duval pasará a engrosar la lista de tan preciado premio junto a Kiryl de Bulgaria, Joaquín Prat, Fernando Romay, Diandra Douglas, James Ostos, entre otros.
En una entrevista concedida a este diario, la empresaria admite su satisfacción por este reconocimiento y repasa su relación con Mallorca.

¿Cuando llegó por primera vez a Mallorca?
– Pues mira, tendría un añito... Así que hace ya 64 años. Recuerdo que mi madre trabajaba con un médico de Capdepera y nosotros veraneábamos en la finca Can Patilla, propiedad de los March. Catalina es la mujer que explotaba la finca y recuerdo que tenía desde toros a patos y nos íbamos a la playa de Cala Agulla en un cabriol. Ah, y desayunábamos trampó.

¿Qué significa para usted esta distinción como Mallorquina de Verano?
– Yo soy mallorquina de corazón y que me perdonen las otras islas, que también me encantan, pero Mallorca es especial. En el cerebro tengo muchos recuerdos sobre mis veranos aquí, pero en especial una imagen del amanecer, a bordo de un barco y con la Catedral de fondo. Mallorca tiene unos paisajes preciosos y una luz especial. La gente es maravillosa y bueno, amo esta Isla.

Reúne a toda la familia en verano...
– Sí. Mis tres hijos se han criado aquí y mi nieto Izan también está creciendo jugando en la playa y disfrutando todos juntos. También tenemos a las hijas de mi hermana Carla, que adoran venir. Mallorca es siempre el lugar ideal para juntarnos en verano toda la familia.
Sus posados de verano, en playa de Muro, llenaban páginas en las revistas del corazón.

¿Veremos este verano algún posado para la prensa?
– El año pasado hice el último y dije que ya no estoy para posar en bikini. Sin embargo antes de irme quizás haga un posado con los fotógrafos y los periodistas que siempre me habéis tratado tan bien, y poder tomar un refrigerio, para agradeceros todo ese cariño.

Ustes es una mujer que viaja mucho, por trabajo y por placer, pero ¿qué le aporta Mallorca?
– Sin duda hay lugares muy bonitos en el mundo, pero para mi como Mallorca no hay ninguno. Además de todo lo dicho anteriormente, cuando vengo a esta preciosa Isla soy otra. Me regenero y olvido el cansancio de todo el año. También confesaré que Mallorca es un destino para poder venir y disfrutar todo el año, incluso trabajar es una delicia. Mi hijo Marc, coincidiendo con las Navidades, organiza un mercadillo en el Pueblo Español y es una buena excusa para volver.

A lo largo de estos veranos ha visto evolucionar la Isla. ¿Qué cambiaría?
– He conocido la Isla cuando no había turismo y como ha cambiado con los años. Hay que decir que el turismo es importante y da riqueza. La prueba la hemos tenido con todo lo que ha pasado este último año y medio. Ahora es momento de apostar por un turismo de gran calidad, porque Mallorca se lo merece. Tenemos hoteles maravillos, comercios, restaurantes, en fin, Mallorca es la Isla del tesoro...

¿Que no puede faltar en su maleta cuando abandona la Isla?
– Cuando finalizan las vacaciones de verano siempre me llevo algunas ensaimadas, pero también te digo que durante nuestra estancia no faltan. Especialmente las de crema y las de chocolate.