El Govern cree que debe fomentarse una cultura de la prevención para tomar conciencia del riesgo. | Redacción Sucesos

14

Sant Llorenç es uno de los únicos cuatro municipios de Mallorca que tiene aprobado un plan de emergencia en caso de inundaciones, según desveló la consellera d’Hisenda, Catalina Cladera. Junto a Sant Llorenç, las otras tres localidades que cuentas con esta planificación son Palma, Alcúdia y Llucmajor. El director técnico de Operaciones del Inunbal, Joan Pol, había asegurado que la localidad no tiene un plan específico en marcha, pero la consellera rectificó este dato en la comparecencia que dio en el Parlament para explicar la actuación del Govern durante las inundaciones del día 9.

La consellera afirmó en su comparecencia que la normativa sobre emergencias implica de manera especial a las entidades locales y afirmó que es imprescindible que el resto de municipios tengan aprobada esta planificación, por lo que el Govern quiere impulsar la elaboración de estos planes, especialmente en aquellas zonas que presenten una situación de riesgo potencial.

Según la normativa en vigor, Calvià, Campos, Manacor, Palma, Pollença, Sant Llorenç y Sóller, en Mallorca, tienen la obligación de redactar Planes de Actuación de Ámbito Local (PAL) al encontrarse en zonas de riesgo algo o muy alto según el Inunbal. A ellos se suman Eivissa y Santa Eulària, en la isla de Eivissa. Por tanto, de los nueve que deben hacerlo obligatoriamente solo hay dos, Palma y Sant Llorenç, que hayan cumplido este mandato hasta le fecha.

Noticias relacionadas

La consellera d’Hisenda añadió que el Govern adoptará medidas para ayuda a los municipios que no han redactado estos planes y además incidió en que, aquellos que ya lo tienen aprobado, deben difundirlo entre la población «con el fin de extender la cultura de la seguridad pública y la toma de conciencia de riesgos».

«Hay que fomentar nuevas iniciativas de formación y prevención dirigidas a la población para difundir medidas de autoprotección en situaciones extremas», señaló Catalina Cladera.

La consellera citó, como ejemplo, que ha llegado el momento de emprender acciones en los colegios o de tener claros los mensajes para el colectivo de la tercera edad, con consejos prácticos sobre qué hacer en una situación de emergencia.

Una de las medidas en las que está trabajando el Govern es en la posible implantación de nuevos sistemas de avisos a la población más eficientes y en tiempo real, de forma que puedan adoptar medidas de prevención en caso de emergencia. La consellera señaló que es una posibilidad que podría plantearse, especialmente en aquellas zonas que sufren un mayor riesgo de inundación. «Son propuestas y alternativas, algunas ya trabajadas, que nos ayudarían, sin duda, a incrementar la seguridad de los ciudadanos de Balears ante un episodio similar al vivido el pasado día 9», señaló la responsable de Emergències del Govern.