Neus Truyol con la polémica sudadera puesta.  | Jaume Morey

18

La sudadera de la marca Top Manta Store que le regalaron estas Navidades a la regidora de Model de Ciutat, Neus Truyol, sigue siendo objeto de debate en el ámbito municipal. Primero porque PP y Ciudadanos quieren reprobar a la ecosoberanista en el próximo pleno del Ajuntament por mostrarla en sus redes sociales y, segundo, porque la afectada califica la postura de parte de la oposición en este tema de racista y xenófoba. Truyol, y sus allegados, ya explicaron en su día que la marca pertenece a una cooperativa de Barcelona creada en el año 2007 con el objetivo de defender los derechos de los manteros y denunciar el racismo. Recordaba, asimismo, que se trata de unas prendas totalmente legales, de una empresa registrada que cumple con sus obligaciones fiscales y que son de producción local con criterios de sostenibilidad y justicia social.

Noticias relacionadas

Sin embargo,    la oposición al completo la acusó de ir contra el pequeño comercio al publicitar una prenda que consideraban competencia ilegal por ser de una actividad prohibida y han presentado la reprobación. La regidora es clara en este sentido, «entiendo que pueda haber un desconocimiento inicial por parte de la oposición de que existe esta marca, y no pasa nada, pero una vez que saben que es legal, el hecho de llevarlo al plenario significa    que tienen mala intención y que están, de alguna manera estigmatizando una marca de ropa local, cien por cien hecha en la península ibérica». «Me gustaría saber cuántas sudareras tiene ellos que sean tan locales como ésta. Hemos hecho muchas actuaciones para proteger el comercio local así que creo que detrás de la reprobación se esconde racismo y xenofobia», aseguró.

Moda solidaria. La sudadera de la discordia procede de la firma Top Manta Barcelona, una iniciativa del sindicato popular de vendedores ambulantes de la Ciudad Condal. Fotos: TOP MANTA BARCELONA

Sorteo de prendas

Truyol, lejos de rehuir la polémica reitera que la reprobación «está basada en una mentira» y también anunció que su formación, Més-Estiman Palma sorteará seis camisetas de la marca Top Manta a través de sus redes sociales «ya que nosotros defendemos el comercio y la producción local, justa y sostenible, la economía social y los derechos humanos de las personas migradas». La regidora de Model de Ciutat recordó, en su defensa, algunas medidas que ha impulsado su formación en relación con el comercio local, como la paralización de la construcción de grandes centros comerciales, como el previsto en ses Fontanelles, o la paralización del Pla d’Equipaments Comerciales de Mallorca en el Consell.