La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, interviene durante un acto de campaña del candidato socialista a las elecciones de la Comunidad de Madrid, Ángel Gabilondo, celebrado este sábado en el distrito de Puente de Vallecas. | Efe

34

La ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha recibido un sobre con una navaja ensangrentada, según recogen diversos medios nacionales.

Según ha confirmado a Efe fuentes del Ministerio de Industria, el sobre postal estaba dirigido a su nombre en la dirección del Ministerio y ha sido su secretaria quien esta mañana ha detectado el envío.

Inmediatamente, se ha notificado a lo servicios de seguridad de la Presidencia del Gobierno y al Ministerio del Interior, que ha iniciado la correspondiente investigación para identificar al autor del envío.

Maroto ha advertido de que ni las amenazas ni la violencia «acallarán la voz de la democracia». «La libertad prevalecerá», ha garantizado Maroto, que ha agradecido todas las muestras de apoyo en un día que, según ha dicho, refuerza su «voluntad de trabajar por un futuro mejor».

Le ha mostrado su apoyo la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo, que ha advertido de que el «odio y la violencia» están amenazando la convivencia y la democracia que tanto costó conseguir. «No lo vamos a consentir. Los demócratas somos mayoría y más fuertes», ha asegurado.

Noticias relacionadas

En la misma línea se ha expresado Yolanda Díaz, la vicepresidenta tercera y cara visible de Unidas Podemos en el Gobierno, que ha alertado de la «extrema gravedad» de unas amenazas «incompatibles» con la democracia. «Ante este odio no caben ni equidistancias ni silencios», ha avisado.

Por su parte, el exministro Salvador Illa se ha dirigido al «pueblo de Madrid» para pedir que combata «con sobres con votos» las cartas que han recibido representantes públicos. «No estáis solos. Somos millones los demócratas que os acompañamos», ha alentado Illa a los representantes públicos que han recibido las cartas.

También el ministro de Consumo, Alberto Garzón, ha avisado de que las extrema derecha «no está amenazando sólo a personas individuales sino a la propia democracia que tanto costó conquistar».

En la clausura de la jornada «Crisis y recuperación económica», de la APIE (Asociación de Periodistas de Información Económica), la ministra ha pedido a los periodistas cumplir su papel de contrapeso de los poderes y a garantizar una sociedad libre y plural.

Este amenaza se suma a las recibidas el pasado jueves por el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, el exvicepresidente segundo y candidato de Podemos a la Comunidad de Madrid, Pablo Iglesias, y la directora general de la Guardia Civil, María Gámez, a quienes se dirigieron sendas cartas con cartuchos de bala en su interior.

A su vez, la presidenta del Govern, Francina Armengol, también denunció, en este caso el pasado viernes, haber sido objeto de amenazas desde las redes sociales, donde un usuario lamentó que «no le hayan enviado a ella un sobre con balas».