El abogado Javier Gómez de Liaño junto a su mujer la también letrada María Dolores Márquez de Prado, con quien comparte un bufete profesional en Madrid. | Efe

1

El abogado Javier Gómez de Liaño, que a partir del lunes se hará cargo de la defensa de Luis Bárcenas, ha asegurado hoy que el extesorero del PP ha entendido que en su futura labor no admitirá «maniobras al margen del Derecho» y que, «en el proceso -ha subrayado- quien manda soy yo».

En declaraciones a Antena 3, Gómez de Liaño ha dicho estar convencido de que Bárcenas «será disciplinado» y ha asegurado que «ha asumido el compromiso» de que el trabajo del abogado se hará «sin interferencias».

Ha reconocido que le ha costado asumir la defensa de Bárcenas como ocurre cuando se plantea encargarse de «defensas complicadas jurídicamente», ya que ha recordado que, al margen de implicaciones políticas, esta causa «tiene un trabajo importante», mucho material procesal acumulado, comisiones rogatorias, documentación, contabilidad...

Gómez de Liaño ha insistido en subrayar que se hará cargo de la defensa a partir del lunes -cuando Bárcenas acuda de nuevo a declarar ante el juez Pablo Ruz- y, por tanto, no ha querido comentar la actitud de su defendido hasta el momento.

«Le he trasladado -ha explicado- que mi entendimiento del proceso y de la Justicia no admite maniobras al margen del Derecho. Este se rige por la lealtad, la buena fe procesal y el respeto al ministerio fiscal y al juez instructor».