Los vecinos piden más atención al Ajuntament. | T. Ayuga

14

La Comissió Balear de Medi Ambient ha presentado una serie de observaciones al Programa Operativo del Fondo Marítimo, de la Pesca y de la Agricultura, que ha desarrollado el Ministerio, para emplazarle a que introduzca una serie de modificaciones dirigidas a conseguir un mar más limpio y sostenible.

El president de la Comissió, Antoni Alorda, asegura que el Gobierno debería compensar de alguna manera a los pescadores que hacen limpieza de los plásticos que proliferan en las aguas del Mediterráneo. El sector recoge mucha basura del mar cuando está desplegando su actividad y ello supone, en muchas ocasiones, que deban eliminar ellos mismo los residuos llevándolos a un contenedor. «Hay que pedir al Estado más presencia para suprimir los plásticos y microplásticos que inundan las aguas de Balears», asegura Alorda. Recuerda que el Govern contrata barcas para hacer esta limpieza y se ha puesto al frente de una competencia que no es suya. «El Estado es muy celoso de sus competencias sobre el mar, pero luego no despliega los elementos para cuidarlas», señala Alorda.

En esencia las modificaciones que solicita el Govern a través el informe de la Comissió de Medi Ambient es que el Gobierno se implique más en las ayudas para el relevo generacional de los pescadores, con fondos para renovar las barcas por otras que sean menos contaminantes. También reclama ayudas para usar un combustible más limpio y además pide que el plan se adapte a la ley estatal de residuos, que pretende combatir la proliferación de plásticos, para que se den ayudas para el reciclaje de las artes de pesca y mejorar así la calidad de las aguas.