Armengol ha detallado que los proyectos se enmarcan en las líneas de la apuesta por la calidad turística, la diversificación económica, fortalecer los servicios públicos y la sostenibilidad. | M. À. Cañellas

4

La presidenta del Govern balear, Francina Armengol, ha asegurado este lunes que los fondos europeos servirán a la Comunidad «para dibujar una sociedad de nueva generación», «con más servicios públicos y más derechos».

Así se ha expresado Armengol durante su intervención en la 'I Jornada Next Generation' de elEconomista, que ha inaugurado la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo.

Armengol -que ha intervenido a través de un vídeo- ha afirmado que la llegada de estos fondos permitirá a Baleares ser «más innovadora y competitiva», «con más sectores económicos y más fuerte», así como «más respetuosa con el medio ambiente y aún más sostenible».

«Para Baleares los fondos Next Generation representarán poder ser unas islas más modernas, más justas, más verdes y con más futuro para todos», ha dicho.

La presidenta ha destacado que Baleares ha creado una Conselleria y una oficina estratégica específica para la gestión de estos fondos y que también ha aprobado normativa para agilizar las tramitaciones.

Armengol ha detallado que los proyectos se enmarcan en las líneas de la apuesta por la calidad turística, la diversificación económica, fortalecer los servicios públicos y la sostenibilidad. «Lo haremos apostando por nuestras fortalezas, pero también creando nuevas», ha apuntado.

En este sentido, ha señalado que en materia turística apuestan «por la calidad por encima de la cantidad», algo en lo que «se están volcando los empresarios hoteleros, que han entendido a la perfección los retos a afrontar».

Al mismo tiempo, la Comunidad pretende «hacer más competitivos» otros sectores como la industra náutica, al tiempo que apostar «por la economía del conocimiento y atraer talento».

«La pandemia nos ha enseñado que todo lo que teníamos en marcha en Baleares, la apuesta por la calidad y mejores servicios públcios, es el camino correcto», ha defendido la jefa del Ejecutivo balear.