La aplicación del descuento abarataría el transporte de vehículos a la Península. | Archivo

14

El Govern quiere que los coches también disfruten del descuento de residentes en sus desplazamientos en barco hasta la Península. La Conselleria d’Habitatge i Mobilitat tiene previsto solicitar al ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, que el descuento del 75 por ciento se amplíe a los vehículos.

Es una de las líneas estratégicas que recoge la Conselleria de Marc Pons en la memoria de sus presupuestos para este año. Además del descuento para los vehículos, otro objetivo que figura en la memoria de la Conselleria es conseguir que el descuento de residente se aplique a trayectos intermodales que combinen transporte marítimo y aéreo.

La propuesta para que los coches que se trasladan a la Península gocen del descuento de residente ya se plateó en la anterior legislatura autonómica, durante el mandato de Mariano Rajoy. El Govern mantuvo contactos con el entonces ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, que no prosperaron.

El senador autonómico Francesc Antich también presentó varias iniciativas en la Cámara Alta pidiendo la ampliación del descuento, pero no se aprobaron, ya que el PP contaba con mayoría más que suficiente.

La Conselleria d’Habitatge i Mobilitat también tiene previsto pedir al Gobierno que se haga cargo de la totalidad del descuento marítimo interislas. El Govern abona ahora el 25 por ciento de estos trayectos, pero quiere negociar con el Ejecutivo de Pedro Sánchez la posibilidad de que sea Madrid quien pague. El Govern argumenta esta petición en la necesidad de «minorar» la deuda de la Comunitat Autònoma.

Hechos históricos

El Govern reconoce que en la anterior legislatura se consiguieron unos «logros históricos» que garantizarán una mejor conectividad de los residentes insulares. «Garantizar la movilidad de los residentes y de los nos residentes con un índice de calidad, operatividad y precios óptimos es una de las principales exigencias de esta Conselleria», señala la memoria.