2

La ministra en funciones de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto, ha dicho este lunes que el Gobierno británico ha garantizado que está activado un plan de contingencia que repatriará a los españoles afectados por la suspensión de pagos y el cese de las operaciones decretados en el grupo de viajes Thomas Cook.

Maroto ha precisado que la responsabilidad de esa repatriación compete al Gobierno británico y ha pedido «tranquilidad» a todos los turistas afectados también en los hoteles españoles.

La ministra ha admitido, durante un desayuno de trabajo con el presidente del Principado de Asturias, Adrián Barbón, que el viernes pasado ya les llegó «una alerta» sobre la situación de esta empresa con 178 años de historia y que emplea a 22.000 personas (9.000 en el Reino Unido).

Ha comentado que se puso a trabajar «de inmediato» con los hoteleros españoles para analizar el «impacto tan negativo» que sobre el turismo español puede tener la quiebra de esta compañía británica y ha asegurado que se van a fletar aviones para el regreso de los turistas.

Para Maroto, la responsabilidad de su departamento es «exigir» que el citado plan de contingencias «se cumpla y todo el mundo pueda volver a sus casas».

La ministra ha asegurado que en estos momentos tratan de cuantificar el número de afectados españoles y ha adelantado que convocará en breve a las comunidades autónomas afectadas a una reunión de coordinación por la quiebra de Thomas Cook para «analizar el problema» y crear una «hoja de ruta» para dar soluciones.

El Ministerio de Fomento se ha dirigido a las autoridades británicas para «obtener información y coordinar las acciones que sea necesario emprender para proteger los derechos de los usuarios afectados» por la declaración de quiebra del touroperador Thomas Cook.

El Departamento que dirige en funciones José Luis Ábalos asegura estar realizando un seguimiento de la situación generada por el cese de actividad de esta compañía para «conocer su alcance y el impacto entre los usuarios españoles», según indicó a través de su cuenta en 'Twitter'.

Fomento asegura que, por el momento, la recomendación «más importante» a realizar a los usuarios afectados por la quiebra de Thomas Cook es que contacten con la compañía o con su touroperador para que les ofrezcan «una rápida solución».