Neus Linares, abogada: «La pena de muerte es el puro ejemplo de la justicia vengativa»

| Palma |

Valorar:
preload
La abogada Neus Linares.

La abogada Neus Linares.

25-01-2019 | Jaume Morey

Neus Linares, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos del Colegio de Abogados de Balears, presenta el día 7 de febrero la conferencia organizada por el Club Ultima Hora, La situación de la pena capital en el mundo, que pronunciará Asunta Vivó, la directora ejecutiva de la Comisión Internacional contra la Pena de Muerte (CIPM). El acto tendrá lugar a las 19,30 horas en el CaixaForum de Palma.

¿Por qué es importante ir a una conferencia sobre la pena de muerte?
— Yo animaría a la gente a ir para que se tome conciencia de las brutalidades que se están cometiendo con la pena de muerte. No cumple ninguno de los principios que el legislador ha previsto, cómo el principio de reinserción. No puedes reeducar a alguien que está muerto. No tiene lógica. Saber que se comete en otros países es preocupante. Otras veces hemos visto como un condenado ejecutado es declarado inocente. ¿Cómo lo compensas? Es imposible. Parece que estamos instalados en otra era.

¿Cuáles es el principal argumento contra la pena capital que se le ocurre?
— Es una pena inhumana, por supuesto. Es el puro ejemplo de una justicia vengativa. No se trata de venganza, se trata de castigar evidentemente, pero con un fin: la reinserción. No es nunca una pena proporcional y el margen de error posible es otra cuestión a tener en cuenta. Lo mires por dónde lo mires no hay aspectos positivos para poder defenderla.

Con la tendencia a reclamar penas cada vez más duras, ¿teme que aparezca un debate para reinstaurarla en España?
— Quiero pensar que es un riesgo mínimo, pero el hecho de que, por ejemplo se haya modificado el Código Penal para instaurar la prisión permanente revisable me hace saltar las alarmas en este aspecto. Primero se instauró la cadena perpetua, luego se ha hablado de ampliarla a otros supuestos y espero que no se plantee el siguiente paso, la pena de muerte. Siempre surgen estos debates después de hechos horribles que alarman y que son delitos muy graves. De ahí a que se deba instaurar un prisión permanente cuando había otras herramientas que se podían aplicar... fue una regresión total en el sistema penitenciario de un estado de derecho. ¿Riesgo? Quiero creer que no lo hay de que en España se instaure una pena de muerte, pero los hechos me llevan a estar alarmada porque vamos hacia atrás.

¿Se ha instalado el discurso de que a más pena, menos delitos?
— Personalmente no estoy de acuerdo con esa idea. Entiendo que los delitos que son más graves están más penados. Es algo que no comparto en absoluto.

¿Hay retrocesos en materia de derechos humanos?
— Sí, estamos viviendo un momento de regresión. La Comisión se ha pronunciado, no sólo en temas extremos sino enfocándonos en cuestiones del día a día como la libertad de expresión, que se está viendo muy limitada por los tribunales. España ha sido condenada por ello por los tribunales europeos.

¿Falta conciencia sobre su importancia?
— Los que son conscientes son muy conscientes y el resto no saben de qué se les está hablando. Quizá es porque desconocen que tienen estos derechos y la potestad de exigirlos. Es un tema del ámbito social. Quienes los desconocen son más vulnerables.

¿Qué opina sobre el cuestionamiento de la Ley Integral de Violencia de Género?
— Esa crítica por discriminación hacia los hombres no la comparto. Creo que los hechos y la realidad social de España realmente obliga a proteger a las mujeres como lo está haciendo, e incluso mejor que la actual ley. Un hombre también está protegido, pero existe una legislación específica porque las mujeres están en una situación más desprotegida. Los números son los que son y las pruebas las tenemos en la estadística. Hay muchas mujeres sometidas a malos tratos y al revés no es igual, por eso la ley debe recoger los delitos de violencia de género.

El Colegio de Abogados abordó la semana pasada la situación de los delitos de odio...
— Sí, y me llamó la atención que estos delitos no se detectan inicialmente porque no se enfocan las preguntas para detectar estos problemas en el ámbito judicial. Hay casos que se archivan porque no se investiga suficientemente el tema, quizá por desconocimiento, por novedoso.

La comisión ha denunciado también la situación de Valtonyc.
— No defiendo que sea correcto lo que dijo, fueron frases muy desafortunadas. Penalmente no debería estar tipificado.

ENTRADA GRATUITA previo registro de formulario. Aforo limitado.