Los dos catedráticos de la UIB, Xavier Busquets y Pablo Escribá, | Redacción Local

36

Poco a poco se van conociendo más datos relacionados con las supuestas irregularidades cometidas por los dos catedráticos de la UIB Xavier Busquets y Pablo Escribá, como los principales implicados en la comercialización de ‘medicamentos’ para combatir graves enfermedades como el cáncer o el alzhéimer; productos cuyos efectos no están todavía probados de manera científica.

El Dhalifort se presenta como un eficaz medicamento para combatir los efectos del alzhéimer, según se podía comprobar todavía ayer en la página abierta en internet. La información, avalada por el profesor Escribá, señala que se podían adquirir la caja de 30 comprimidos por un importe de 290 euros.

La venta de medicamentos por internet no está permitida en España. Además, el Dhalifort no figura en la Agencia Española del Medicamento. La transacción debe realizarse por medio de una cuenta abierta en el KDB Bank de Budapest, la sede europea de esta entidad financiera coreana. El titular corresponde a PharmaConcept, con domicilio en la capital húngara, en el número 24 de la calle Angyal.

Problemas de memoria

El prospecto del Dhalifort señala que su prescripción está indicada para tratar enfermedades neurodegenerativas, como son el párkinson y el alzheimer.

Noticias relacionadas

En su presentación, PharmaConcept señala que sus laboratorios producen tanto productos farmacéuticos como veterinarios. También ofrecen productos dietéticos e infantiles.