Josep Codony, en una imagen de archivo. | ARCHIVO

20

El director general de IB3, Josep Maria Codony, ha espetado este jueves a los representantes de PSIB, Més y Podemos que estén «tranquilos» porque no piensa dimitir ya que, si lo hace, «les genero un gran problema».

Durante su comparecencia en el Parlament y después de que estos grupos le hayan pedido que dimita, Codony ha declarado que no dimitirá porque actualmente está trabajando en la parrilla del mes de enero. «No sé si estaré un mes, dos o tres, esto depende de ustedes, pero si en estos momentos dimito, les genero un gran problema. O no son conscientes del problema que pueden tener o dicen que dimita porque saben que no dimitiré», ha declarado.

Sobre esta materia también se ha pronunciado el diputado de El PI, Jaume Font, quien ha dicho a Codony que, si anunciase su dimisión tras la comparecencia, «les pasa un marrón a todo el equipo de Govern y les obligaríamos a trabajar por un nuevo modelo».

Además, le ha recordado que, si no dimite porque se debe al Parlament, actualmente ya hay otros grupos que conforman la mayoría parlamentaria en la Cámara. Font, no obstante, ha cuestionado que la cadena vaya a quedar paralizada si Codony dimite porque «no porque quiten el director de un hospital, no hay operaciones al día siguiente».

Noticias relacionadas

Mientras, el diputado de Ciudadanos, Xavier Pericay, ha dicho que su formación no reclamará su dimisión, aunque ha preguntado a los partidos que apoyan el Ejecutivo balear si «tienen preparado el recambio» y si el ente «funcionará solo».

«SI DIMITO, ESPERANÇA CAMPS SERÁ DIRECTORA GENERAL»

Finalmente, el director general ha concluido asegurando que si él dimite «se tendrá que poner en mi sitio» a la consellera de Participació, Transparència i Cultura, Esperança Camps. «¿No es lo que ustedes querían evitar en cuatro años? Si mañana dimito Camps debe ser la directora general. Por la responsabilidad que tengo quiero seguir mientras ustedes no me echen», ha declarado.

Además, Codony ha indicado que intentó «no saltarse ningún procedimiento» con el nombramiento de Antoni Bauzá como director de IB3 Televisión y ha asegurado «creía que actuaba dentro de las normas».

Ha criticado además «el episodio de filtración de una carta de la Conselleria» y ha recomendado al Govern que revise «el funcionamiento de custodia» de los documentos.