Previous Next
59

El portavoz del PP en el Consell, Jaume Font, ha pedido al presidente del PP en Baleares, José Ramón Bauzá, que reflexione acerca de su decisión de vetar a los militantes imputados en la listas electorales y le ha solicitado que se busquen fórmulas para llegar a un acuerdo a fin de que «lo que se quiere vender como un ejercicio de limpieza no acabe escondiendo, en realidad, una caza de brujas disfrazada de renovación a la carta».

Font, en una rueda de prensa convocada en un bar porque el PP no le ha dejado celebrarla en la sede del partido, ha destacado que no se plantea despedirse de la política y que su intención es seguir en esta formación política. «Me gusta la política, creo en el servicio público y he dedicado media vida a trabajar para los ciudadanos. Tengo fuerzas para continuar y espero hacerlo allí donde la voluntad de mi partido y, sobre todo, la voluntad soberana de los militantes y votantes del PP, lo consideren oportuno».

El 'popular' que la decisión de Bauzá es «respetable como compromiso político», si bien ha matizado que es «discutible en la forma». Así, Font ha recalcado que «hay maneras de satisfacer las legítimas exigencias de limpieza, transparencia y ética política» y ha añadido que «todas ellas se pueden defender, debatir, analizar y evaluar como toca dentro del partido».

Bauzá: "No hay marcha atrás"

Horas más tarde, Bauzá ha asegurado que su determinación de no incluir a militantes imputados en las listas del partido en las próximas elecciones es una decisión «muy meditada», «absolutamente» suya y «no tiene marcha atrás».

El líder del PP en las islas ha remarcado que la sociedad «pide gestos» a la clase política y que se trata de dar «soluciones excepcionales a situaciones absolutamente excepcionales». Asimismo, ha reconocido que su decisión haya podido «generar una cierta injusticia a determinadas personas», aunque, según ha destacado, no plantea el proyecto de su partido en «personalismos» puesto que se basa en las «demandas de la sociedad».

Bauzá, quien ha señalado que no tiene ninguna «intención» de entrar como parlamentario en la Cámara Balear, tras la dimisión de Miquel Munar, y ha asegurado que entrará la siguiente en la lista, Maria Montserrat Bennàsar. Asimismo, ha agradecido la «participación, trabajo y dedicación al partido y al grupo» por parte de Munar y ha señalado que «respeta» la «decisión personal» del ex 'popular'. No obstante, preguntado por si teme que haya más miembros del partido que abandonen la formación, Bauzá ha reiterado que no se «plantea» el proyecto del PP en «clave personal» puesto que tiene su «base» en las «demandas de la sociedad».

En cuanto a las palabras del portavoz del PP en el Consell, Jaume Font, quien, además de pedir a Bauzá que reflexione acerca de su decisión, le ha solicitado que se busquen fórmulas para llegar a un acuerdo para que «lo que se quiere vender como un ejercicio de limpieza no acabe escondiendo, en realidad, una caza de brujas disfrazada de renovación a la carta», el presidente del PP en las islas ha dicho «entender» esta «reacción».

"Lo mejor es huir de personalismos"

Asimismo, ha incidido en que «lo mejor es huir de personalismos» y en que su determinación no ha sido algo que ha decidido «de la noche a la mañana» puesto que ha sido «meditada en profundidad» porque la «sociedad demanda políticos a la altura de las circunstancias, que pensemos en los intereses generales y huyamos de los particulares».

Preguntado por si ha adoptado esta determinación a instancias del PP Nacional, Bauzá ha respondido con contundencia que es una «decisión absolutamente mía» que ha tomado «velando por los intereses del PP» puesto que «no necesito a nadie que me diga nada, sé lo que tengo que hacer por el partido y la sociedad».