0

El conseller d´Educació, Bartomeu Llinàs, participó ayer por primera vez desde su nombramiento en una reunión de la Mesa Sectorial de Educación del personal docente de la enseñanza pública de Balears, justo el día en que los sindicatos Stei-i, CCOO, UGT y ANPE habían convocado una concentración tras dos intentos fallidos, en noviembre y en marzo, de que Llinàs se sentara a negociar con ellos. Por tanto, «consideramos que hemos forzado la presencia del conseller y la negociación» que estaba estancada, afirmó Mª Antònia Font, portavoz del Stei-i.
En la reunión de ayer, Llinàs presentó un documento con '40 medidas para la mejorar la enseñanza pública' de las Islas, que ahora los sindicatos deben valorar.
Por lo pronto, el Stei-i destacó las medidas relativas a la escolarización y reparto de alumnos, pero se calificó de «tímido» el impulso que este documento da a la enseñanza en catalán, «para la que en esta legislatura no se ha tomado ni una medida incentivadora».
Para ANPE, el documento aborda temas de forma generalista, sin ningún tipo de compromiso temporal ni económico.