Obras de Joana Vasconcelos, expuestas por la galería Horrach Moyà en la feria ARCO. | José Sevilla

2

Los cuatro galeristas mallorquines presentes en la XXXI ª Feria Internacional de Arte Contemporáneo ARCO 2012 (15-19 de febrero) se muestran ligeramente más satisfechos por las ventas que en 2011, mientras que las dos galerías isleñas que han acudido a la séptima edición de la Feria de Arte Contemporáneo Art Madrid 2012 (16-19 de febrero) aseguran que ha sido una estancia positiva, aunque algo menos productiva que en la edición anterior.

«Si hay que poner un pero a la organización de Art Madrid es que ha reducido su apertura un día y eso se nota», señala el responsable de Joan Oliver ‘Maneu' Galeria d'Art, Pep Llabrés, pese a que ha vendido dos obras de Joan Miró a coleccionistas privados y varias del joven artista Robert Ferrer Martorell. Ayer apalabró la posible venta de una obra de Jorge Azri.

La galería Vanrell también se muestra positiva y ayer, a falta de día y medio por concluir Art Madrid, esperan cerrar alguna venta a última hora. «Este año es algo más flojo».

Ventas

«Considero muy positivo el programa de coleccionistas privados que ha trabajado el director de ARCO, Carlos Urroz, para compensar la crisis que azota nuestro país. De esta manera, el 90% de nuestras ventas ha sido a coleccionistas extranjeros. Por ejemplo, hemos vendido ya obras de Susy Gómez, Joana Vasconcelos (a particulares de Francia y Portugal) y Jorge Mayet, a un brasileño», afirma el director de la galería Horrach Moyà, Juan Antonio Horrach.

También estaba ayer satisfecha por las ventas, a falta de un día para finalizar la feria, la responsable de la galería Maior de Pollença, Jero Martínez. «La Fundación Coca-Cola ha comprado un díptico de Lucía Vallejo, mientras que el Centro de Arte Contemporáneo de Málaga ha adquirido una obra de Nicholas Woods, y otra de Owanto, creadora con raíces africanas», indica. Además, ha colocado en el mercado dos cuadros de su autor estrella, Luis Gordillo.

«Vinimos a Madrid con la idea de no vender nada y aprovechar para promocionar a nuestros artistas, pero la feria nos está saliendo más que positiva», explica el director de la Xavier Fiol. Ha dado salida a esculturas de Cecilia Paredes, Santiago Villanueva y José Bechara. Entre los compradores destaca una fundación argentina.

«ARCO sigue con energía y gancho. Es una feria con una personalidad ya consolidada capaz de aguantar el tirón de la crisis, por algo se trata de un encuentro internacional con numerosos coleccionistas extranjeros», explica el responsable de Pelaires, Pep Pinya, quien se queda con un momento concreto: La visita durante más de 20 minutos de los Príncipes de Asturias a su estand. «Son dos personas muy cariñosas que mostraron que realmente apoyan a los galeristas mallorquines». Entre sus ventas, creaciones de Jordi Alcaraz, Rebecca Horn o Mark Francis.