Juan Diego Molina, `Stoichkov', en una imagen de la temporada pasada, en la que jugó cedido en el Sabadell. | Redacción Digital

1

El Mallorca sigue dándole fluidez a la operación salida y el último en desligarse del club balear es Juan Diego Molina, Stoichkov, que jugará en el Eibar a partir de la próxima temporada. El atacante gaditano, que había pasado los dos últimos años cedido en el Alcorcón y en el Sabadell, se desvinculará así de la entidad balear, a la que llegó en 2018 procedente de la Balompédica Linense. De momento se desconocen las cantidades de su traspaso al conjunto armero, con el que peleará por regresar cuanto antes a Primera División.

Stoichkov recaló en el Mallorca después del ascenso a Segunda División, aunque en tres años solo ha disputado 23 partidos de Liga con el cuadro balear, todos en Segunda División, en los que ha marcado tres tantos. El andaluz, que forzó su salida de Son Moix en verano de 2020, no contaba para Luis García Plaza de cara al nuevo proyecto en la máxima categoría y ha encontrado acomodo en uno de los grandes candidatos al ascenso. Una vez resuelta su situación, la entidad isleña intentará dar salida a jugadores como Josep Señé y Pablo Valcarce que tampoco tienen sitio en el vestuario.

La plantilla y el cuerpo técnico del Mallorca viajan este martes a Benidorm, donde estarán concentrados para seguir poniéndose a punto en las instalaciones del Villaitana Football Center. Tras debutar el domingo frente al Poblense en el trofeu de s’Agricultura y sumar la primera victoria del verano gracias a un gol de Martin Valjent, el conjunto bermellón disputará en La Nucía entre dos y tres amistosos para seguir encajando las piezas de su nuevo proyecto y darle forma a un grupo de futbolistas que todavía tiene que ser definido.