Isabel Pantoja hizo un gazpacho con la ayuda de Pablo Motos. | Antena 3

2

La entrevista con Isabel Pantoja que emitió el pasado lunes por la noche «El Hormiguero», primera que ha concedido la cantante desde su salida de la cárcel hace diez meses, ha dado al programa de Antena 3 su mejor cuota, con un 23,8% (4.783.000 espectadores), y se ha convertido en el espacio más visto de 2017, según sus datos.

Atresmedia señala en un comunicado que «el minuto de oro» fue para «El Hormiguero» con 5.996.000 espectadores y un 30% de la cuota de audiencia, a las 22:54 minutos.

Pantoja, vestida con un traje de lentejuelas negras y el pelo recogido en una coleta, reapareció en «El Hormiguero» tras salir el 2 de marzo de la cárcel, una palabra que evitó pronunciar en todo momento y una experiencia a la que sólo se refirió para reconocer que fueron dos años «dolorosos» de los que trata de «salir psíquicamente» con su trabajo.

Noticias relacionadas

La entrevista, según la nota de Atresmedia, «pulverizó» los récords del programa, al lograr 611.000 espectadores más que el más visto hasta ahora: el que protagonizó Bertín Osborne, con 4.172.000.

Fueron, explican, una media de 4.783.000 espectadores, de los que el 26,2% tenían entre 25 y 34 años, y el 29,6% estaban en Andalucía, el 28,3% en Murcia, y el 25,1% en Madrid.

Pantoja reconoció estar «un poquito nerviosa» en su reaparición en televisión, pero la entrevista, grabada aunque emitida en lo que se conoce como un «falso directo», fue amable y permitió a la tonadillera reirse, emocionarse en momentos como la llamada de su hijo Kiko Rivera y recibir el cariño de su público.

Tras recordar persecuciones con paparazzis, una Pantoja aplaudida y jaelada por sus fans en el plató resumió su filosofía de vida actual: «Hay que reírse, las tristezas vienen solas y para tres días que vamos a vivir... Yo tengo esa filosofía: lo pasado, pasado está, ya no me interesa, quiero estar el mayor tiempo posible sonriendo».