Pep Antoni Brotons, Jaume Anglada, Miquel Àngel Lladó, Maribel Morueco, Marta Elka y Toni Pastor. | Eugenia Planas

0

El Auditórium de Palma sirvió de marco para conmemorar el Día Internacional de las Personas con Discapacidad. La presentación del musical El Inquilino del Hielo , basado en el poemario homónimo que Miquel Àngel Lladó dedicó a su segundo hijo, atrajo a la platea a numerosos espectadores que están sensibilizados con la educación infantil, la infancia en general, y las discapacidades de familiares cercanos pero, también, con espectadores que quisieron sentir a flor de piel las sensaciones del autor en su propia voz y la música que acompañaba el texto o la danza con la que se expresaban emociones.

El escenario del Auditórium acogió esta producción que contó con la participación de Jaime Anglada y 'El empleado del mes', Joan Carles Bestard; Marta Elka, Pep Toni Brotons, Miquel Àngel Torrens, Elisenda Pipió, Tomeu Ripoll, las alumnas de l'Escola de Dansa Francisca Tomàs y jóvenes de Gaspar Hauser.