Un coche de la Policía Nacional. | Policía Nacional

La Policía Nacional ha detenido en Molina de Segura (Murcia) a un varón de 45 años, integrante de un conocido clan delictivo de Mallorca, después de una denuncia por sustracción de menores por parte de la madre de su hija. Además del delito de sustracción de menores, se le imputa también una presunta tentativa de homicidio por un altercado entre clanes en Mallorca hace unos meses. Al hombre, miembro de un clan de La Soledat, le constaba una reclamación judicial.

La Jefatura de Palma remitió este jueves una comunicación a la de Murcia para alertar de que una mujer había interpuesto una denuncia por la sustracción de una menor de 12 años por parte de su padre. Al parecer, la madre de la menor recibió previamente una llamada en la que su hija le informó de que se encontraba junto a su padre en la localidad de Molina de Segura. En ese momento, la Policía Nacional estableció un dispositivo de búsqueda que permitió localizar a la menor en el municipio murciano. La madre se desplazó hasta allí para hacerse cargo de su hija. Agentes del Cuerpo continúan las gestiones para el esclarecimiento de los hechos.

Al hombre le constaba una reclamación judicial por un altercado entre clanes que derivó en una riña tumultuaria este mismo año en Son Gotleu, en la que se utilizaron palos de madera, garrotes y paraguas y una escopeta. Según informó entonces la Policía, en la plaza Orson Wells se congregaron cerca de sesenta personas y varias de ellas se enzarzaron en una pelea. Al lugar tuvieron que acudir numerosas patrullas de Seguridad Ciudadana y formar un cordón de seguridad para separar a los miembros de ambas familias, que mientras tanto se lanzaban amenazas.