La Guardia Civil ha realizado la detención. | ARCHIVO

2

Un hombre de 53 años ha sido detenido como presunto autor de un delito de hurto tras ser sorprendido por la Guardia Civil de Llucmajor cuando acababa de robar una mochila en la playa del Arenal. La detención se produjo este domingo en el marco de los servicios de seguridad ciudadana que se llevan a cabo para la prevención de hurtos durante la época estival, ha informado este lunes la Guardia Civil en una nota.

Unos agentes sorprendieron al hombre cuando acababa de sustraer la mochila, aprovechando que su dueño estaba distraído. La mochila contenía varios efectos personales, entre ellos un ordenador portátil, que fueron devueltos a su propietario. Al detenido, de nacionalidad rumana, le constan numerosos antecedentes por hechos similares.

La Guardia Civil ha dado una serie de consejos para evitar este tipo de hurtos, como no perder de vista las pertenencias personales y llevarlas bien custodiadas, evitar llevar grandes cantidades de dinero y objetos personales de gran valor, dejarlos en la caja fuerte del hotel o en el domicilio si no son se necesitan, y anotar los datos de identificación de los objetos de valor: marca, modelo y número de serie o fabricación, ya que en caso de robo se deberán facilitar para formular la denuncia.