La Policía Nacional lleva a cabo la investigación. | Policía Nacional

1

Agentes de la Policía Nacional han detenido en un establecimiento de cambio de divisas de Palma a un hombre de 28 años de origen argentino como presunto autor de un delito de estafa y falsificación de moneda, por introducir doce billetes falsos de 100 dólares en un fajo de más de 5.000 que quería cambiar. La investigación se inició tras la denuncia interpuesta por el encargado de un establecimiento de cambio de divisa que había sido víctima de una estafa por parte de un hombre había acudido a su local a cambiar billetes de 100 dólares estadounidenses por euros, ha detallado la Jefatura Superior de Baleares en un comunicado.

El hombre había acudido por la mañana al establecimiento a cambiar 800 dólares por euros. Se dio cuenta de que la máquina de verificación de la autenticidad de los billetes no funcionaba y de que el empleado debía de utilizar métodos tradicionales para verificarlos, con medidas de seguridad visuales y táctiles. Al detectar que el método utilizado por el empleado no era de alta fiabilidad, decidió volver esa misma tarde con 5.000 dólares más, todos ellos en billetes de 100, para llevar a cabo un nuevo cambio de moneda.

En esta segunda ocasión, mezcló 2 billetes falsos con los restantes, que eran legítimos, de manera que la víctima confiara en la autenticidad de todos los billetes. Los billetes falsos presentaban muy buenas imitaciones de las medidas de seguridad de los billetes verdaderos, de manera que los expertos los han calificado como de buena calidad y peligrosidad alta. En la investigación del caso, los agentes del grupo de Blanqueo de la Policía Nacional averiguaron que el hombre había llegado a España solamente un día antes de cometer la estafa. Fue detenido el miércoles pasado. La Policía Nacional ha explicado que este tipo de delitos son gravemente penados porque cuando se introducen billetes falsos de alta calidad en el circuito financiero, se facilita la comisión de delitos patrimoniales y, «llevados a cabo de manera colectiva, pueden llegar a tener repercusiones en la economía del país», advierten.