Imagen de la herida siendo evacuada en ambulancia. | Guardia Civil

0

La Guardia Civil rescató el miércoles por la noche a una mujer que se había desvanecido en su domicilio de Sencelles tras inhalar gases procedentes de un generador de gasolina que tenía en el sótano.

Fue la hija de la herida quien avisó al 112, ya que estaba realizando una videollamada con su madre y en un momento dado perdió el conocimiento. Rápidamente se movilizó a una Unidad de Seguridad Ciudadana, que llegó a la vivienda indicada por la joven, una casa aislada en el campo.

Los guardias civiles observaron a través de la ventana a una mujer tendida en el suelo. Forzaron una de las puertas y sacaron a la mujer al exterior, donde fue atendida por una ambulancia medicalizada. Posteriormente fue trasladada al hospital de Son Llàtzer.

Cuando los agentes inspeccionaron la vivienda, en el sótano encontraron un generador de gasolina encendido que tenía deficiencias y que todo apunta a que fue la causa del desvanecimiento.