La UCRIF está a la espera de rastrear el ordenador intervenido a los abogados y se ha empezado a estudiar la documentación incautada en siete cajas en el bufete palmesano. | Alejandro Sepúlveda

9

La Policía Nacional está investigando a un alto funcionario de Extranjería de la Delegación del Gobierno, a un técnico del Tamib y a un guardia civil por la trama de corrupción desarticulada este jueves, tal y como destapó Ultima Hora en primicia.

Los agentes de la Unidad Central de Redes de Inmigración Ilegal y Falsedades Documentales (UCRIF) han imputado a varios sospechosos, tras la detención de dos abogados que compartían bufete en las Avenidas de la capital balear.

La confesión de C.L., el empresario que ya está en prisión, ha permitido a los investigadores llegar hasta los tres citados investigados, que prestarán declaración en las dependencias policiales de la Jefatura.

Con todo, no se descarta que haya nuevos detenidos. El cabecilla cobraba entre 5.000 y 8.000 euros a cada inmigrante ilegal que regularizaba de forma fraudulenta. Además, se han cobrado préstamos en entidades financieras online que no habían sido solicitados legalmente por los titulares del crédito.

Noticias relacionadas

La UCRIF está a la espera de rastrear el ordenador intervenido a los abogados y se ha empezado a estudiar la documentación incautada en siete cajas en el bufete palmesano.