Fachada de la sede del IMAS. | Maria Nadal

3

El Institut Mallorquí d’Afers Socials (IMAS) ha advertido este jueves en un comunicado que fue la propia insititución la primera en denunciar un presunto caso de abusos sexuales que se ha saldado con la detención de un educador de un centro de menores dependiente de este organismo.

En su nota, el IMAS asegura que «los hechos se remontan a 2018, pero no es hasta 2019 cuando los menores lo comunican al centro y se tiene constancia oficial. El centro notificó lo sucedido al IMAS, momento en que procedió a la apertura de un expediente disciplinario al trabajador, que fue inmediatamente apartado del servicio».

Desde el Consell Insular se incide también que «a raíz de las informaciones facilitadas por los menores, la institución insular abrió una investigación interna y trasladó el caso a la Fiscalía porque se entiende que los hechos podrían ser constitutivos de delito. A consecuencia de esta actuación se inició una investigación policial, que finalizó el lunes con la detención de la persona implicada».