La detención fue practicada por agentes del CNP en la barriada de Son Gotleu. | Redacción Sucesos

14

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía procedieron a la detención de un marroquí de 45 años acusado de apuñalar a otro por negarse a mantener sexo con él.

Los hechos tuvieron lugar sobre las dos de la madrugada del pasado día de Año Nuevo. La víctima, un marroquí de 37 años, reconoció que había ido al domicilio de una persona a la que llaman ‘Bisbal’. En un momento dado, ‘Bisbal’ empezó a manosearle y de forma sorpresiva le dio un beso en la boca. La víctima consiguió quitárselo de encima propinándole un fuerte empujón, pero su agresor no dudó en coger un cuchillo jamonero de 25 centímetros.

Según la denuncia interpuesta en sede policial, el detenido se abalanzó sobre la víctima produciéndole un corte en el cuello de gran profundidad. Una vez personada la Policía Nacional en el lugar, los agentes realizaron una batida por la zona localizando al sospechoso en su domicilio. El varón, identificado como M.A., de 45 años, ofreció varias versiones distintas a los policías.