15

La joven de 14 años que fue hallada hace días atada a una verja de Son Ramonell, en Marratxí, mintió. Esa es la conclusión de la Guardia Civil tras investigar los hechos.

La menor, que apareció amordazada con cinta americana y sostuvo que fue atacada por un hombre de 35 años que conoció en Instagram y que la sometió a tocamientos antes de huir, se inventó la historia. La joven argumentó, tras ser localizada, que un agresor la había sacado por una ventana de su casa y luego la había obligado a subir a un coche para, según relató, dejarla atada en la verja y huir.

Noticias relacionadas

Sin embargo, la Policía Judicial llevó a cabo numerosas gestiones para localizar al supuesto agresor, que en realidad no existía.