Enfrentamiento entre miembros del clan de 'Los Bustamantes' y un grupo de turistas franceses que les acusaban de haberles robado 50 euros. Acaba interviniendo la Policía Local de Palma. | Julio Bastida

36

El clan de los Bustamantes, implicado el pasado lunes en un altercado con turistas franceses, ha querido dar su versión de los hechos, reconociendo que se dedican a «engañar» a los turistas pero aseverando que nunca les han robado.

«Quiero que pongáis bien grande en el periódico que nosotros no somos ladrones. Llevamos más de 40 años, desde el 1973 en la Platja de Palma y nunca hemos robado a nadie. Nosotros engañamos a los turistas tontos, eso no os lo vamos a negar, pero nunca les robamos. Es más, cuando alguien de nuestras cuadrillas 'caza' a un 'piquero' (carterista) tratando de sustraerle la cartera a los turistas somos los primeros que actuamos para evitarlo. Una cosa es engañar a cuatro tontos y otra muy diferente es robar y hacer daño». Así de clara y contundente se muestra Mariluz Vargas, la matriarca de la familia dedicada al trile de 'Los Bustamantes'.

«Estamos aquí para contar la verdad de todo lo que sucedió. Estamos cansados del acoso que estamos sufriendo injustamente. No podemos salir a la calle porque la policía nos para y nos registra. Así no podemos seguir», comenta Fernando Bustamante, uno de los portavoces autorizados del grupo.

Versiones enfrentadas

Noticias relacionadas

Hay versiones enfrentadas entre Policía Local de Palma, turistas franceses y los trileros de la Platja de Palma, pero un vídeo al que ha tenido acceso Ultima Hora muestra cómo media docena de turistas la emprenden a golpes contra una mujer integrante del grupo de 'Los Bustamantes', a la que acusan de haberles robado un billete de 50 euros que tenía una de las turistas en el bolso.

En las imágenes se aprecia cómo la mujer discute acaloradamente con uno de los turistas. En un momento dado, otro de los jóvenes le propina un puñetazo, que impacta en su rostro. Acto seguido se produce un intercambio de puñetazos entre la trilera y el grupo de turistas franceses en el que ella recibe la mayoría de golpes. La joven termina abandonando la zona y pidiendo ayuda a sus familiares.

La matriarca de la familia afirma que «en la grabación se ve a mi nuera llamar a gritos a la policía y los agentes no aparecen en ningún momento. Le dieron una paliza, a la pobre. Además, persiguieron a mi nieto, que tiene 15 años, como a un delincuente», explica Mariluz.

Por otra parte, Bustamante trata de defender a su sobrina y sostiene que «nosotros no pegamos a los franceses porque no estábamos allí, porque sino... ¿Qué hubiéseis hecho vosotros? Los hubiésemos matado», concluye Bustamante.