7

El Cuerpo Nacional de Policía ha abierto una investigación para aclarar la denuncia que interpuso en la madrugada de ayer una mujer, que aseguró que había sido violada a punta de navaja en Palma.
Los hechos ocurrieron cuando un individuo de color, al parecer de nacionalidad africana, se acercó a la chica, que es prostituta, y le ofreció mantener relaciones sexuales.
Agresión
La mujer no llegó a un acuerdo con él, pero el extranjero insistió y cuando ella se negó se abalanzó y la forzó.
En la denuncia interpuesta en el juzgado de guardia, la víctima sostiene que el hombre de color esgrimió una navaja y la amenazó con clavársela si ofrecía resistencia.

Tras consumar la agresión, el violador se dio a la fuga y la mujer pidió ayuda. Una dotación policial la trasladó a un centro hospitalario, donde fue sometida a una revisión ginecológica. La víctima facilitó las características físicas del sospechoso, pero ayer no había trascendido si el inmigrante había sido detenido.
Hace unos días, otra prostituta fue violada por tres alemanes de origen iraní en un hotel de s’Arenal. La policía los arrestó ese mismo día y tras declarar ante el juez quedaron en libertad con cargos.