2

La Guardia Civil interceptó el pasado 27 de mayo en la Oficina de Correos de Inca un total de 15 jerseys de algodón impregnados de cocaína de gran pureza, cuyo peso total alcanzaba los 6,6 kilogramos, en lo que constituye la primera introducción de droga en Mallorca a través de este procedimiento.

Según anunció hoy el instituto armado en un comunicado, un perro guiado por un agente detectó sustancias estupefacientes en uno de los paquetes que se encontraban en el departamento de entrega del establecimiento durante una inspección rutinaria de paquetería.

Tras haber realizado la prueba preliminar, el resultado obtenido fue positivo, por lo que la Guardia Civil procedió el pasado 2 de junio a la apertura del paquete en el Juzgado de Guardia de Primera Instancia e Instrucción de Inca para llevar a cabo una segunda prueba de narcóticos, que confirmó el resultado.

Según el instituto armado, este método de introducción de drogas es «muy elaborado y dificulta las labores de detección». Al tratarse de cocaína de gran pureza, la Guardia Civil advirtió que tras ser cortada con otros productos se podría haber duplicado la cantidad, lo que hubiera generado más dosis y mayores beneficios para los narcotraficantes.