Alegría y sorpresa entre los niños con la presencia de los 'caparrots'.

4

Por segundo año consecutivo, la Colla de Gegants de Santa Maria acudió a la planta pediátrica del hospital de Son Espases para llevar unos minutos de alegría y diversión a los niños allí ingresados. En total fueron cuarenta jóvenes pacientes los que recibieron, entre sorprendidos y divertidos, la visita de Argenta de Terrades, Es Moro, Es Jai, Es Nanet, sa Cusseta Negra y sa Molinera; todos ellos personales de las rondalles que están ambientadas en esta localidad mallorquina.

Los pacientes recibieron, también, un divertido libro con ilustraciones que podrán completar durante los días en los que permanezcan ingresados. Como es fácil suponer, la presencia de los capgrossos por los pasillos de Son Espases causó la lógica expectación compartida, en muchos casos, por los padres de los niños.

Los integrantes de la colla fue recibida por Mateu Gelabert, responsable de los celadores y conductores de Son Espases, además de miembro de la comisión de fiestas y deportes del complejo hospitalario.