Grupo de caravanistas reunido en el Caló d’en Pellicer.

15

Si hace unas semanas los caravanistas convocados por la asociación Oasis acudieron a Lluc para reivindicar lugares donde pernoctar y acampar, este fin de semana se han trasladado al Caló d’en Pellicer, donde 21 caravanas, autocaravanas y campers se han instalado con el permiso municipal.
La asociación Oasis fue la promotora de la manifestación que se produjo en Palma el 21 de mayo y, además de organizar las estancias reivindicativas en Lluc y en Calvià, preparan una protesta masiva para el 10 de septiembre en Alcúdia.

El presidente de la entidad, Javier Fuster, y el vicepresidente, Lorenzo Molina, explican que «no existen zonas habilitadas para que podamos pernoctar y acampar. Algunos ayuntamientos, el Consell y el Govern también nos están impidiendo estacionar en algunos puntos con la instalación de señales de limitación de altura máxima de 2,10 metros».

Carga y descarga

Otra de las principales reclamaciones de la asociación Oasis y de los caravanistas concentrados desde el viernes es «la creación de cinco puntos de carga y descarga de aguas repartidos por la Isla. Ahora solo tenemos un servicio privado en Son Servera o en Palma, por lo que se hace imposible desplazarse a según que lugares». La iniciativa que se está llevando a cabo en Calvià sirve también «para mostrar que somos una opción de turismo sostenible y que otorgamos beneficios ahí donde vamos».

De hecho, el alcalde de Escorca se reunió con los caravanistas cuando estuvieron en Lluc para explicar un plan para habilitar una zona de acampada especial para estos vehículos en un espacio cercano al aparcamiento del Santuari.