Los trabajos se realizaron con ayuda de un helicóptero.

1

La Autoridad Portuaria de Baleares (APB) ha sustituido la linterna del faro de Tramuntana, situado en sa Dragonera. Los trabajos fueron realizados desde el aire con la ayuda de un helicóptero y de personal especializado.

La nueva linterna es de tipo visitable, con una zona acristalada de 2 metros de diámetro por 1,35 m de alto y un zócalo inferior de 20 centímetros de altura. La sustitución viene motivada porque la parte metálica de la antigua linterna se encontraba en mal estado y había provocado la inclinación del conjunto.

Un faro con historia

Para detener el proceso de deterioro, antes de proceder a colocar la nueva linterna se realizaron una serie de trabajos de preparación del soporte, como la reconstrucción del murete de apoyo y la instalación de nuevos pernos de anclaje del anillo inferior de la linterna.

Las mejoras realizadas han tenido un coste de 73.000 euros y ha sido realizados por la empresa Mediterráneo Señales Marítimas.

El de Tramuntana es el segundo de los faros que se construyeron en sa Dragonera a raíz del apagado del viejo faro de Na Pòpia. Fue inaugurado el 15 de noviembre de 1910 y sus comienzos fueron como una sencilla lámpara Maris de una mecha, ya que no requería tener un largo alcance luminoso. En aquella época, un solo torrero se encargaba del mantenimiento del faro.

La óptica original fue retirada en 1960 para dar paso a un sistema de alumbrado automático por acetileno. Este avance tecnológico permitió que, un año después, ya no fuese necesaria la permanencia constante del técnico, por lo que su mantenimiento pasó a ser responsabilidad de los fareros de Llebeig.

La óptica retirada entonces se colocó más adelante (1965) en Portocolom, donde aún sigue operativa y prestando servicio a los navegantes que se acercan a la costa.