Al final de la legislatura pasada el Govern instaló en la Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) de Consell un nuevo decantador para evitar las constantes averías que se producían. No obstante prevé ampliar la instalación (en la imagen abajo a la derecha) que data de 1998.

4

El alcalde de Biniali, Miquel Fiol (PI), denuncia que la depuradora de Consell y una lavandería industrial cercana al torrente al que la EDAR arroja el sobrante de agua han contaminado al menos nueve pozos del ‘llogaret’ de Sencelles. Pelea desde hace 12 años con Medi Ambient para que ponga cartas en el asunto. A la espera de reunirse con la presidenta del Consell, Catalina Cladera, para pedirle que medie ante el Govern, avisa de que «si no se toman medidas urgentes, el pozo que suministra agua al pueblo también puede acabar contaminado».

El alcalde pedáneo ha analizado nueve pozos de fincas agrícolas. En todos ha hallado restos de aguas fecales, que achaca a los vertidos de la depuradora de Consell, y restos de detergente que achaca a los vertidos procedentes de la lavandería. «Incluso una vez llegamos a encontrar metales pesados», dice Fiol.

Muestreo

Fiol tiene preparado un bote con agua de uno de los pozos para llevársela a Catalina Cladera en cuanto le de audiencia. Confía en su mediación para atajar la problemática porque asegura que en estos 12 años «Medi Ambient no nos ha dado ninguna solución».
Junto con la regidora del PI de Consell, Xisca Campins, el alcalde pedáneo de Biniali exige al Govern que acelere los trámites para ampliar la depuradora de Consell. El PI presentó una enmienda a los Presupuestos de la Comunitat Autónoma para incluir en 2020 una partida de un millón de euros para afrontar el coste integral de las obras de ampliación de la EDAR, pero el Govern solo ha presupuestado 67.760 euros.

«El consejo de administración de Abaqua ya ha aprobado incluir 67.760 euros para redactar el proyecto con la idea de iniciar las obras en 2021. El coste total no se conocerá hasta que concluya el proyecto», dice el gerente de Abaqua, Guillem Rosselló.

SENCELLES - VECINOS DE BINIALI DEJAN DE BEBER DE SUS POZOS POR MIEDO A LA CONTAMINACION.

Rosselló admite que la depuradora de Consell tiene «problemas», especialmente en la época en que se vierten los restos de la fermentación del vino cuando algunos procesos biológicos matan las bacterias necesarias para completar la depuración». No obstante, asegura que desde que se reformó los problemas se han reducido y las analíticas, salvo en momentos «puntuales», son «correctas». Invita al alcalde de Biniali a llevarle sus muestreos. «Si estamos provocando un problema somos los primeros interesados en saberlo», asegura.

Tras 12 años de denuncias a las distintas administraciones Fiol se muestra escéptico. «El anterior conseller no me quiso recibir y me remitió a la directora general de Recursos Hídrics que no arregló nada», dice. En el mismo sentido se pronuncia la regidora de Consell Xisca Campins (PI) que critica la «desidia» del Ajuntament para ceder los terrenos.

«Estoy de acuerdo en que falta una nueva depuradora y así lo tenemos solicitado», dice el alcalde Consell, Andreu Isern (PSOE). Recuerda que «ya hemos cedido el terreno después de una larga expropiación».