Hasta el momento han sido, principalmente, las instituciones que han optado por instalar paneles fotovoltaicos en edificios como escuelas, pabellones deportivos o parques de bomberos, como es el caso de la fotografía. Pero poco a poco los particulares también apuestan por estas instalaciones.

2

De todos los ayuntamientos de la Part Forana sólo en seis de ellos (Alcúdia, Andratx, Artà, Capdepera, Inca y Sant Llorenç) se bonifica el Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI) a los vecinos que cuenten con instalaciones de autoproducción de energía fotovoltaica en las terrazas o tejados de sus viviendas.

Así se desprende de un análisis que ha realizado la cooperativa energética Som Energia para conocer la implicación de los municipios con la demanda de autoproducción eléctrica por parte de sus ciudadanos.

De los seis municipios de la Part Forana, en cinco de ellos la bonificación supone una reducción del IBI del 50 por ciento durante los tres primeros años a la solicitud. Una petición que deben realizar los vecinos de manera expresa en su ayuntamiento. A estos cinco municipios hay que añadir, con la misma reducción, el Ajuntament de Palma. Sólo en el caso de Andratx la normativa existente hace que la bonificación sea de difícil aplicación ya que exige una potencia instalada mínima de 5kw/100m2 y colectores solares térmicos. En el resto de municipios de la Isla no consta bonificación alguna y en un minoría no se ha podido obtener la información.

Además del IBI existen otros tipos de bonificaciones para este tipo de instalaciones que si que ofrecen un número mayor de ayuntamientos. Seria el caso de la bonificación del Impuesto sobre Construcciones, Instalaciones y Obras (ICIO) o la tasa por comunicación previa de obras (para realizar obras de escasa entidad técnica). En estos casos las reducciones que ofrece cada municipio son muy diferentes. A estas bonificaciones municipales hay que sumar las ayudas que, desde hace unos años, ofrece el Govern.

Embat Solar

La cooperativa Som Energia cuenta con un buen número de socios en la Baleares y por ello han impulsado la compra e instalación colectiva de placas fotovoltaicas. Siguiendo iniciativas similares realizadas en la Península desde hace unos meses han puesto en marcha ‘Embat Solar Mallorca’. Se trata de una compra colectiva para 100 proyectos, llave en mano, de autoproducción fotovoltaica. En la actualidad ya cuentan con más de 80 personas, socios de la cooperativa todos ellos, que han solicitado la instalación de estos paneles en sus viviendas.

Desde Som Energia Mallorca indican en su blog que este tipo de iniciativas «demuestran que la manera más efectiva para impulsar instalaciones solares domésticas es sumar muchos clientes de golpe, con el fin de abaratar precios y facilitar el trabajo de instalación.

En nuestro caso, primero hemos hecho un concurso entre empresas especializadas para encontrar la mejor propuesta de precio y calidad para 100 instalaciones solares fotovoltaicas para autoproducción».