Momento del inicio de los trabajos en la fosa de Sencelles. | Govern balear

3

El Govern inició este lunes la búsqueda de los restos de la palmesana Pilar Sánchez y los montuïrers Josep Miralles y Josep Serra en el cementerio de Sencelles, donde fueron enterrados en septiembre de 1936 tras ser asesinados a manos de falangistas.

Media docena de arqueólogos y antropólogos de Aranzadi, una empresa contratada por la Conselleria de Cultura, efectúan los trabajos. Jaume Servera, director de dicho equipo, explicó que harán cinco sondeos en cinco puntos distintos del camposanto para tratar de localizar las fosas. La única referencia documental hallada de los entierros aparece en la causa judicial de los dos montuïrers, y señala que estarían en el «bancal primero del cementerio de Sencelles», según explicó Tonina Mercadal, investigadora y secretaria de Memòria de Mallorca. No obstante, este «bancal primero» podría referirse a distintos puntos.

Del entierro de Pilar Sánchez no existen referencias documentales, según parece, y se sospecha que se le podría haber dado sepultura en la fosa común del cementerio.

Jaume Servera señaló que los cinco sondeos se harán a partir del testimonio de cinco sencellers que recordarían el emplazamiento en qué las víctimas fueron enterradas. «Tenemos testimonios muy difusos –admitió Servera–; además, en varios puntos han removido los huesos. Depende de cómo evolucione tomaremos una u otra decisión».

«En el predio de Son Palou»

El cuerpo de Pilar Sánchez Llabrés, una militante socialista del barrio palmesano de la Soledat, fue hallado en «el predio de Son Palou», según explicó Mercadal. Al parecer, los asesinos la habían violado previamente. Los cadáveres de Josep Miralles Garau ‘Malherba’ y Josep Serra Juan ‘Vadell’ fueron encontrados «en la carretera de Montuïri a Santa Maria», según consta en el registro civil de Montuïri y en certificados de defunción. Sus cuerpos fueron trasladados al cementerio de Sencelles, donde posteriormente se les practicó la autopsia y fueron reconocidos por sus familiares.

Parientes de los desaparecidos de Montuïri se desplazaron este lunes al cementerio para seguir los trabajos de búsqueda. Estaba previsto que por la tarde familiares de Pilar Sánchez hicieron lo mismo. Vecinos de Sencelles se acercaron también al camposanto.

Con la de Sencelles, el Govern habrá tratado de localizar ya seis fosas de personas represaliadas durante la guerra civil. Se trata de una fosa en Sant Joan, donde se localizaron los restos de varios mariers; de la fosas de Porreres y Marratxí, donde los trabajos se saldaron igualmente con éxito, y de otras dos fosas en los cementerios de Montuïri y Alaró. En estos dos últimos casos, no se encontraron los restos de los desaparecidos.