Vista panorámica del parque flotante instalado el verano pasado en la playa de Portals.

El pleno del Ajuntament de Calvià aprobó por unanimidad en su última sesión ordinaria una moción presentada por el grupo municipal de Esquerra Oberta (EO) para eliminar los parques acuáticos de las playas de municipio.

La propuesta secundada por todos los partidos representados en el plenario calvianer acordaron que el Consistorio revise los expedientes del denominado ‘Proyecto básico de instalación de juegos acuáticos flotantes’ para comprobar su idoneidad, haga lo propio con los contratos de los diferentes lotes para conocer la situación en la que se encuentra cada uno de ellos y anular aquellos que no cumplen con todos requisitos.

Asimismo, el pleno también resolvió que el Ajuntament no vuelva a sacar a concurso la instalación de los parques acuáticos flotantes en todas aquellas playas donde se compruebe que no se cumplen los requisitos exigidos.

El portavoz de EO en el pleno del Ajuntament de Calvià, Rafel Sedano, recordó que en mayo de 2014 se convocó un concurso para «ocupar» bienes de dominio público marítimo–terrestre para la explotación de servicios de temporada en el litoral y se dio ‘luz verde’ a la instalación de parques acuáticos flotantes en las playas del Oratori de Portals, Santa Ponça, Magaluf, Son Maties, Palmanova, es Carregador, Torà y Palmira. Según Sedano, el hecho de que la actividad cumpliera con los requisitos legales no quita que el impacto de las instalaciones flotantes sea «desmesurado».