Los coches aparcan en el arcén, impidiendo que bicicletas y peatones circulen de manera segura por la carretera. | Clara Ferrer Capó

35

La afluencia masiva de bañistas a la playa conocida como Es Comú, en Muro, provoca continuos colapsos durante el verano en la carretera que une Platja de Muro y Can Picafort, la Ma-12.

Los visitantes aparcan sus vehículos en los dos arcenes de la vía, impidiendo así que los peatones y los ciclistas puedan circular por los laterales de forma segura, por lo que se ven obligados a hacerlo por en medio de la carretera. Los embotellamientos se producen día tras día y especialmente los fines de semana. Para completar el trayecto de solamente tres kilómetros que separa Ca’n Picafort de Platja de Muro un coche puede llegar a tardar hasta 20 minutos, mientras que en invierno se necesitan tan solo algunos minutos.

Noticias relacionadas

Esta carretera atraviesa el Parc Natural de s’Albufera. Por esta razón es legalmente imposible habilitar aparcamientos en cualquiera de los dos lados de la vía. Las dos zonas habilitadas con parking que están más próximas a Es Comú son el llamado Sector 5 de Can Picafort y Capellans (éste último también está masificado). Algunos vecinos justifican los estacionamientos irregulares en el desconocimiento de las áreas libres para aparcar.

A pesar de que la Guardia Civil haya actuado durante el verano y puesto centenares de multas a los infractores, el colapso persiste.

Algunos vecinos han manifestado su «preocupación» por la seguridad de los peatones y ciclistas que tienen que circular por la carretera saturada.