Garcías, Moreno, Ferrà y Rodríguez. tras pactar el equipo de gobierno de Inca.

12

La compleja correlación de fuerzas que gobierna en Inca atraviesa su primera minicrisis pocas fechas después de la constitución del nuevo Consistorio. El alcalde Virgilio Moreno (PSIB) se ha hecho cargo de las competencias de Urbanismo, que correspondían a MÉS, al darse cuenta esta formación de que «nos han dado una concejalía sin ningún contenido, ya que los departamentos de Inversiones y Obras, que son los que permiten desarrollar una acción política importante, están en manos de los Independientes». Esta situación fuerza que los pactos de gobierno tengan que volver a revisarse el próximo diciembre.

El concejal de Urbanismo era, según los pactos, Biel Frontera de MÉS, que además es concejal de Transparencia y Nuevas Tecnologías. Pero los Independents d’Inca, encabezados por Àngel García, consiguieron desgajar durante la negociación Urbanismo de Inversiones. MÉS lo aceptó. Después llegó un segundo desgajamiento, el de Obras. Cuando Frontera se hizo cargo de Urbanismo se dio cuenta de que le habían dejado «el papeleo de las licencias», pero sin ninguna capacidad de inversión. Ante esta tesitura, le han devuelto «el paquete» al alcalde Moreno, que ahora tiene que hacer frente a esta responsabilidad y negociar con los Independents.