Fachada del Ajuntament de Artà. | Assumpta Bassa

0

Pocas caras nuevas entre los candidatos a conseguir la Alcaldía de Artà. Los diferentes partidos han apostado por la experiencia municipal para ganar un puesto en el equipo de gobierno. En las elecciones de 2011 los resultados estuvieron muy repartidos entre los Independents, PSOE, Convergència y el PP, que consiguieron tres regidores cada uno. Los pactos volverán a ser muy importantes. UIA fue la lista más votada y ha vuelto a confiar en Jaume Alzamora para mantener el estatus. Una intensa campaña en las redes sociales desde hace ya varias semanas podría suponer la recuperación de algunos votantes.

Por su parte, el PI también repite candidato con una apuesta por conseguir un cambio de modelo.
Los ‘populares’ parece que lo tienen más complicado a la hora de buscar apoyos para gobernar, pero todas las opciones están abiertas. Manuel Galán se estrena como candidato socialista, aunque lleva doce años en política y también ha ejercido como regidor.

Iniciativa Verds, que consiguió un regidor en las pasadas elecciones, ha dado paso a Alternativa Artà, una agrupación de electores que, en palabras de su candidata, «es un proyecto de izquierdas con gente de diferentes sensibilidades, ecologistas, defensores de los animales...».